Skip to content
‘Nuestro hemisferio’ vs ‘Nuestra América’: EE.UU. enfrenta boicot de vecinos latinos


Estados Unidos está a punto de albergar la Cumbre de las Américas, pero no es probable que muchos de sus vecinos asistan

La semana pasada surgieron informes de que EE. UU. levantaría algunas sanciones contra Venezuela, incluidas aquellas contra al menos un individuo y la reanudación de las operaciones de las compañías petroleras estadounidenses y europeas en Venezuela. Esta noticia fue más tarde confirmado por la vicepresidenta venezolana Delcy Rodríguez.

Según se informa, EE. UU. está suavizando las sanciones como señal de buena voluntad después de que en marzo se llevaran a cabo negociaciones de alto nivel, con la esperanza de fomentar el diálogo entre el gobierno gobernante del presidente Nicolás Maduro y la oposición respaldada por EE. UU. Las declaraciones del vicepresidente Rodríguez ante esta noticia sugirieron que el gobierno de Venezuela pretende hacer precisamente eso, además de continuar el diálogo a nivel internacional.

Sin duda, este es un paso positivo para Venezuela, incluso si tiene mucho que ver con los EE. UU. y sus socios que buscan cualquier vía para reducir la aplastante inflación. El bloqueo criminal e ilegal de Venezuela ha estrangulado innecesaria e inhumanamente la economía. Durante años, los problemas económicos derivados de las sanciones unilaterales impuestas por Washington han plagado al país y perjudicado a la gente común allí, todo en un esfuerzo por derrocar al gobierno venezolano elegido democráticamente.

Lee mas

EEUU mantendrá la ‘máxima presión’ sobre Venezuela: fuentes

Aún así, Venezuela logró salvar la situación y, el año pasado, registró un crecimiento económico positivo y redujo la inflación a un nivel tolerable después de años de recesión económica e inflación galopante. Que Caracas haya podido lograr esto sin el beneficio de las relaciones comerciales normales con Occidente no es poca cosa y habla del hecho de que las sanciones estadounidenses están perdiendo su poder y Washington está perdiendo su influencia.

Esta es precisamente la razón por la cual EE. UU. debe continuar las negociaciones con Venezuela, eventualmente levantando todas las sanciones y comprometiéndose de manera significativa con todos sus vecinos, incluidos Cuba y Nicaragua, a pesar de los desacuerdos políticos. EE. UU. debe considerar su papel en las Américas como el de un socio igualitario en lugar de depender de acciones coercitivas para satisfacer sus ambiciones políticas, ya que hacerlo solo aislará a EE. UU. en su propio vecindario.

Los líderes de la región están tomando nota del cambiante panorama geopolítico mundial. Por ejemplo, hablando en Cuba el 9 de mayo, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, pidió a los EE. Unión Europea y también amenazó recientemente, junto con una docena de otros líderes, con boicotear la Cumbre de las Américas organizada por Estados Unidos el próximo mes debido a su exclusión de Venezuela, Nicaragua y Cuba.

Lee mas

‘Nuestro hemisferio’ vs ‘Nuestra América’: EE.UU. enfrenta boicot de vecinos latinos
Trump consideró atacar a México: exjefe del Pentágono

El presidente mexicano, comúnmente conocido como AMLO, también señaló el ascenso de China como una oportunidad para la región. Los líderes de estos países quieren planes de desarrollo y propuestas de inversión concretos; mientras tanto, EE. UU. parece estar solo preocupado por puntos de interés político interno como la inmigración ilegal y el tráfico de drogas, que en realidad están vinculados a la caótica política exterior de EE. UU. en las Américas. Por otro lado, China está ofreciendo proyectos de desarrollo e inversiones sin ataduras que son extremadamente atractivos para estos países.

Para los líderes latinoamericanos y caribeños, las preocupaciones internas de Washington tienen poca importancia. Quieren brindar seguridad y prosperidad a su región, que es la función más básica de cualquier servidor público. Dividir la región en líneas políticas y excluir a algunos países de varios foros diseñados para, supuestamente, unir a las Américas no cumple con estos objetivos básicos. En realidad, hace lo contrario, y más líderes lo reconocen.

Esta es, por ejemplo, la razón por la cual hay crecientes llamados para abolir la Organización de los Estados Americanos (OEA), dominada por Estados Unidos, que actualmente excluye a Cuba y disputa la membresía de Venezuela, y reemplazarla con una organización más inclusiva. Algunos países, incluido México, están pidiendo una organización regional basada principalmente en la cooperación económica para ayudar en el desarrollo regional, dejando la ideología al margen. Es difícil ver, en este momento, dónde encajaría Estados Unidos en este panorama.

Lee mas

‘Nuestro hemisferio’ vs ‘Nuestra América’: EE.UU. enfrenta boicot de vecinos latinos
Acuerdo petrolero de Venezuela no se discute, dice Casa Blanca

Para que Estados Unidos no se encierre en un rincón de su vecindario -al que los funcionarios de Washington se han referido como ‘nuestro hemisferio’ durante casi dos siglos- debe buscar el acercamiento con esos países, a saber, Venezuela, Nicaragua y Cuba, con los que ha marcadas diferencias políticas. Debe participar en un diálogo serio y constructivo que vaya más allá del mero interés propio. Una forma de hacerlo sería escuchando las súplicas de los líderes regionales e invitando a Venezuela, Nicaragua y Cuba a la Cumbre de las Américas el próximo mes. De lo contrario, solo está fortaleciendo la noción opuesta de ‘nuestra América’, o ‘nuestra América’, acuñada por primera vez por el escritor cubano José Martí en un famoso libro de fines del siglo XIX del mismo nombre. Lo usó para describir la oposición al gobierno español, pero la frase ha sido reutilizada en la actualidad por los socialistas latinoamericanos para oponerse a Washington.

Estados Unidos se ha puesto en un callejón sin salida en el que puede continuar antagonizando a América Latina y el Caribe, viéndolo, como lo ha hecho desde la Doctrina Monroe, como su patio de recreo, o arriesgarse a ser incluido en la lista negra de la comunidad estadounidense por completo.




RT All

No todas las noticias en el sitio expresan el punto de vista del sitio, pero transmitimos estas noticias automáticamente y las traducimos a través de tecnología programática en el sitio y no desde un editor humano.